Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘supongo’

Supongo que vale la pena esta vida; supongo por cosas simples como el que alguien se dé cuenta de que estamos aquí, pero también que nadie se dé cuenta, lo hace interesante, supongo que pasamos por todo tipo de pruebas, por pasiones que hemos llamado amor, por poesía que va surgiendo entre el fuego y la espada; pasamos por arrebatos carnales, por borracheras incurables, por pasiones que no tienen sentido, supongo que nuestra vida en momentos se vuelve insoportable y nos refugiamos: algunas veces en cuerpos a los que hemos dado el nombre de prohibido porque es la única forma de quitarnos eso tan insoportable, otras veces nos refugiamos en el alcohol o en los sueños que simplemente no podrían soportar los otros, los que juran ser felices y se conforman con su vida de la casa al trabajo y beben cervezas los fines de semanas, mientras dejan caer su humanidad en ese mullido sillón y gritan poseídos cada que alguien patea un balón, supongo que es el modelo de vida ideal y que lo que uno hace no es otra cosa que estar fuera del orden natural de la vida, si es que dicho orden existe, como por ejemplo cuando pienso en las piernas de mi vecina o en sus tetas, pero nadie habla jamás de las tetas porque es un tema prohibido y nadie las sabe amar, algunos hablan de los efectos de la edad o de la gravedad que es lo mismo, otros hablan acerca del cáncer, pero nadie habla nunca de su textura, de su sabor y de las pasiones que despiertan, supongo que se debe porque es algo que no es bien visto cuando se habla de ello, o porque nadie las sabe amar. Todo este ruido nos deja sin sentido, con las bocas abiertas, tenemos un ritmo de vida alto, vertiginoso, que no somos capaces de darnos cuenta de lo que hemos vivido y cuando estamos listos para despertar, ya van cargando nuestro cadáver dos o tres metros o muy lejos de lo que fue nuestra casa. No existen vampiros que nos hagan inmortales, no al menos a lo largo de nuestra aburrida y triste vida, solo existe una caja de whisky o un absurdo programa que nos tiene como idiotas viendo una y otra vez como los hombres se denigran por ganar unos cuantos pesos mientras son la burla de otros hombres que no tienen nada mejor que hacer. Yo quisiera abrir un armario y encontrarme con un vampiro hambriento, porque quizá le podría suplicar por una vida eterna o un poco de diversión, pues supongo que los vampiros se divierten y no tienen que cargar con esta insoportable necesidad de vivir y estar pendiente de la muerte de los otros para intentar fugarnos de su presencia. Una vez me vi envuelto en las garras de la muerte y me estremecí tanto que no fui capaz de hacer algo por vivir de forma intenso todo lo que me pudiera quedar de vida, tampoco me puse a rezar todos los días, ni pensé en morir crucificado, sin clavos o corona de espinas, me sentí agonizante, suplique por una oportunidad más, vendí mi alma al diablo, pero el diablo jamás se presento para hacer un trato. Me arrastre. Supongo que estamos inmerso en un mundo de formalidades donde casi nada es bien visto, mientras el cerdo puede eructar, tirarse pedos y nadie dice nada porque su condición animal lo justifica. Me gustaría, encontrarme con un vampiro hambriento y no solo morir, ni ponerme de rodillas suplicando por un día más de vida, me gustaría rozar así por una brevedad del tiempo ese sabor de la eternidad, mientras tanto parpadeo e intento seguir leyendo, porque ese mundo de la lectura me lleva a un lugar donde la realidad parece que vale la pena y los sueños no paran jamás. Supongo que mis sueños cada vez más escasos, se deben a esta necesidad de ajustarme a los aparatos de la modernidad, supongo que tengo que llenar mi sangre de whisky cuando mi sangre ya no pueda continuar. Estoy hambriento, este mundo a veces no me gusta, quizá se le ocurra a alguien más entender que nos han dejado sin sentido que la modernidad son mosquitos que se chupan nuestros sentidos, nuestras emociones y nuestras pasiones, quizá somos un paisaje baldío y el cielo nos está velando mientras nos mea con una lluvia fría, intentando que algo nos pegue en la mente y nos despierte. Supongo que he perdido mi psique. Supongo que estoy aterrado, supongo que la muerte llega, supongo que siempre tendré una vecina que me guste y un cuerpo que me invite a sofocar esta insoportable espera para que alguien lleve mi cadáver tres metros más allá del espacio que ahora habito. No es mucho de lo que hablo y a veces muero de pena.

Read Full Post »